Ahora

Adjuntas y Vieques claman por agua y alimentos

Los alcaldes de Vieques y Adjuntas denunciaron que a una semana del huracán María comienzan a escasear alimentos y agua sin que se hayan arribado los suministros ofrecidos por el gobierno central y federal mientras va escalando la ansiedad y desesperación de la ciudadanía.

Aunque el gobierno central había anunciado que una embarcación con suministros habría llegado a Vieques el pasado domingo, el alcalde Víctor Emeric, aseguró que no fue hasta el lunes que helicópteros militares descargaron cien cajas de agua embotellada y algunas cajas de meriendas. Este martes llegó una embarcación con dos camiones de diesel y combustible, para los cerca de diez mil residentes que se encuentran sin servicio de energía eléctrica ni agua potable.

Sostuvo que hasta el momento han logrado suplir necesidades de medicinas y alimentos a través de grupos privados allegados a residentes extranjeros de la Isla Nena y el exprocurador de los pacientes, Carlos Mellado, quien ha prestado ayuda médica voluntariamente.

“Hace falta agua, comestibles, combustible. Necesitamos seguridad porque estamos viendo vandalismo y que se establezcan horarios de transportación marítima. Necesitamos que la ayuda vaya directamente a Vieques. Lo poco que ha llegado se acaba el mismo día”, señaló el Alcalde tras cuestionar que ningún funcionario de alto nivel de gobierno ha visitado la isla municipio luego del paso del huracán.

Emeric cuestionó que a una semana del paso del huracán no se haya normalizado o al menos se cumpla con un horario mínimo de viajes a la isla grande, lo que ha provocado que los residentes no puedan movilizarse para buscar ayuda en los pueblos del este.

“Necesito en este momento agua, con una paleta de agua no resuelvo nada. Necesito alimentos porque están comenzado a escasear”, reclamó por su parte el alcalde de Adjuntas, Jaime Barlucea.

Indicó que en Adjuntas ya casi no hay comestibles ni siquiera para la venta en los colmados de la municipalidad. Su petición es que la Guardia Nacional provea generadores eléctricos ya que los acueductos de los barrios de Adjuntas son comunales y operan con estos.

Barlucea arribó al Centro de Comando del Gobierno en el Distrito del Centro de Convenciones con un informe de los cerca de 1,500 hogares que fueron destruidos o perdieron los techos. Según las cifras ofrecidas por el Alcalde, más dos mil residencias reportan algún daño por el ciclón y cuantificó como millonarios los daños a la infraestructura pública por deslizamientos a carreteras y caminos, entre otros.


comments powered by Disqus

NC.TV