Ahora

Alcaldes decidirán dispensas para renovar patentes

Hacienda ya otorgó extensión para sus licencias

La actividad comercial tras el paso del huracán María no ha sido fácil para los dueños de negocios, aún con los alivios provistos por al consumidor desde el Departamento de Hacienda (DH) con el IVU y el Departamento de Asuntos al Consumidor (DACO) respecto a precios.

Sin embargo, un comerciante del área de Fajardo levantó a este medio una preocupación que tiene respecto a la vigencia de patentes municipales y otros permisos que de lo normal se les requiere para operar sus negocios. El campo de éstas lo ocupa en parte el DH y por otra parte, los municipios.

Por parte de Hacienda, la portavoz de esa agencia, Kiara Hernández, indicó a este medio en declaraciones escritas que “las licencias con fecha de vencimiento de septiembre y octubre tienen dos meses adicionales para renovarse sin intereses, recargos, multas ni penalidades”. Esto incluye permiso y licencias para bebidas alcohólicas, gasolina, máquinas de entretenimiento, entre otras.

No obstante, en cuanto a los municipios tocaría a los alcaldes decidir si en efecto proveerían algún alivio a estos comerciantes por concepto de la patente municipal. Dos alcaldes consultados por este medio durante el fin de semana dieron opiniones opuestas en cuanto qué proponen hacer con la patente municipal.

En el caso del municipio de Fajardo, el alcalde Aníbal Meléndez explicó a NotiCel que las agencias municipales están operando y por lo tanto aquellos comerciantes que necesiten renovar la vigencia de su patente municipal lo tienen hacer.

“Tienen que venir aquí… Nosotros aquí tenemos todo. Tenemos una planta eléctrica ahí 24/7 y no tengo porque decirte comerciante ‘mira quédate en tu casa y vuelve aquí en tres meses a renovar tu patente’. Ven mañana porque se te da rápido”, sentenció Meléndez.

Por su parte, la secretaria municipal, Hilda Luciano, reiteró por separado que en efecto el municipio está lo suficientemente operacional para atender la renovación de patentes municipales.

En Río Grande, sin embargo, el alcalde Ángel ‘Bori’ González, confronta otra serie de problemas que en Fajardo no son tan prevalentes, principalmente en lo que tiene que ver el despliegue de camiones oasis y las plantas eléctricas que necesitan para las bombas de acueductos.

Aunque la actividad comercial no está dentro sus prioridades inmediatas, en entrevista con este medio reconoció que los comerciantes también están enfrentando retos de igual magnitud, por lo que una amenaza a sus operaciones no abonaría a la situación.

“Lo más importante ahora es que se pueda suministrar ayuda a ciudadanos. Lo que es comida los servicios básicos y pues no podemos entrar ahora en la situación esta de que vamos a cerrar negocios”, afirmó González, de paso recomendando una dispensa de 30 días.


NC.TV

TU OPINIÓN

Subscribe to our mailing list

* indicates required