Ahora

Apuesta Rosselló a regreso de boricuas que emigraron tras María

Los invita a ser parte de la reconstrucción de PR

El gobernador Ricardo Rosselló buscará que los miles de puertorriqueños que emigraron a ciudades en Estados Unidos tras el paso del huracán María regresen a la isla para que sean  parte de la reconstrucción de un nuevo Puerto Rico.

El gobernador considera que la situación por la que ha atravesado el país tras el mayor desastre natural en su historia moderna se debe ver como una oportunidad.

“Hacemos una invitación abierta a todos los que se han ido, antes y después de María, para decirles que la oportunidad de verdaderamente construir el Puerto Rico que hemos hablado por tantos años está ahora, porque tenemos los recursos por la necesidad. Tenemos la necesidad. Hay un compromiso. El pueblo ha demostrado ser resiliente. Vengan para acá y sean parte de la reconstrucción”, expresó el primer ejecutivo.

Iniciando el 2018 con la mitad del país aún sin servicio de energía eléctrica, su administración enfrenta el impacto económico que tendrá en el fisco el todavía no cuantificado éxodo de boricuas y el cierre de negocios producto de los problemas en el proceso de restauración tras el embate del poderoso ciclón.

Para ello, el gobernador dijo que buscará retener y atraer a los individuos, profesionales y sobre todo pequeños y medianos comerciantes en las propuestas para la reforma contributiva local que se legislará en los próximos meses.

El gobernador afirmó que los principios de la reforma contributiva también estará hacer más justo y equitativo el sistema contributivo local ya que existe evidencia que los pueblos con mayor equidad tienen un mayor crecimiento económico.

“Puerto Rico tiene un alto nivel de desigualdad económica”, admitió Rosselló.

Ante la inequidad y la pobreza en la isla, el gobernador indicó que la propuesta reforma contributiva procurará promover medidas menos regresivas que no penalicen al más vulnerable y a la clase trabajadora.

Este no adelantó detalles específicos sobre las propuestas, aunque descartó que entre las mismas se esté considerando la eliminación del impuesta de ventas y uso (IVU) como en un momento recomendó el secretario de hacienda, Raúl Maldonado.

“Se están discutiendo muchas alternativas yo creo que ahora el enfoque es ver cómo con los instrumentos que tenemos podemos hacer un panorama para hacer a Puerto Rico más atractivo para crear empleos como para mantener a nuestra gente”,

De igual forma se pretende que el nuevo esquema neutralice los efectos negativos que tendrá la reforma contributiva federal aprobada en diciembre no solo en la manufactura local sino también en los pequeños y medianos comerciantes, ya que, de acuerdo con este, el nuevo estatuto federal pone en desventaja a Puerto Rico para hacer negocios en comparación con los estados.

“No es solamente en las industrias grandes. También los pequeños y medianos comercios porque a las tasas bajar en EEUU también pues hace un panorama más fértil en algunos estados establecer estas corporaciones; y nosotros tenemos que estar consciente de ello”, planteó.  

Por ejemplo, en Puerto Rico la tasa máxima a pagar es de 39 por ciento, por lo que de acuerdo con Rosselló existe preocupación en que negocios pequeños y medianos ya establecidos en la isla opten por irse de Puerto Rico al percatarse que en otros estados pagarían menos en contribuciones.

De igual forma, el gobierno pretende transformar el sistema eléctrico en uno resiliente y mucho más económica que promoverá un mayor desarrollo económico y creación de empleos.

“Estamos en un proceso de transicionar a la normalidad. Todavía no tenemos los recursos asignados no tenemos cerca el 100 por ciento de energía que nos permitiría tener una economía funcional a su totalidad pero estamos trabajando para hacerlo nuevo”, sostuvo Rosselló.


comments powered by Disqus

NC.TV

TU OPINIÓN

Suscríbete gratis a NotiCel

* indicates required