Gobierno

Millones sobre la mesa mientras alcaldes vacilan con deuda el CRIM

Alcaldes vuelven a atrasar el proceso.

La Junta de Gobierno del Centro para la Recaudación de Ingresos Municipales (CRIM) supuestamente decidió dejar sin efecto las negociaciones con la empresa BCMG para el cobro de cerca de $2,300 millones de deuda atrasada ya que la transacción suponía vender la multimillonaria cartera a cambio de un adelanto de $400 millones, confirmó a NotiCel el presidente de la Junta de la entidad municipal, Javier Carrasquillo.

Aunque el también ejecutivo municipal de Cidra dijo a NotiCel que hubo una decisión "unánime" de la Junta para detener las negociaciones con la empresa a la que se le había adjudicado el contrato de venta de la cartera, a por lo menos un medio especializado estadounidense le dijo la semana pasada lo contrario, que la negociación seguía.

En medio de la ambivalencia y falta de información oficial y clara sobre la transacción, hay cerca de $395 millones que se le ha ofrecido a los municipios como adelanto a la venta de su cartera, a la misma vez que los municipios enfrentan también un recorte de aproximadamenhte $350 millones en las subvenciones que reciben del gobierno central. La Junta de Control Fiscal ordenó como parte del Plan Fiscal que se hiciera una transacción con las deudas morosas del CRIM.

La discusión, como ha expuesto NotiCel, también supone un conflicto de intereses entre alcaldes de municipios grandes, que podrían plantearse asumir ellos mismos el manejo de sus deudas por concepto de impuesto a la propiedad, con municipios pequeños que no tienen la infraestructura o pericia para asumir esa operación para ayudar a sus finanzas.

“Hubo votación y hubo una votación unánime. Desautorizamos las negociaciones, no se va a negociar ahora con esta gente”, aseguró Carrasquillo a NotiCel a la vez que al servicio de noticias Debtwire le dijo que "estamos en negociaciones con una compañía, BCMG" y también reconoció que se había ofrecido un adelanto de $395 millones y que la venta de la cartera, en vez de sólo el servicio de cobrar la deuda, había "complicado la transacción".

A pesar de esto, Carrasquillo aseguró a NotiCel que el proceso de negociaciones con BCMG nunca comenzó ya que supuestamente en la reunión inicial con el comité negociador compuesto por los miembros que evaluaron y recomendaron a la compañía, se planteó que el adelanto estaba sujeto a poner como colateral parte de la cartera de deuda.

De acuerdo con Carrasquillo esa parte de la transacción era contraria a lo que originalmente la Junta de Gobierno del CRIM y el comité evaluador había interpretado al aprobar la propuesta de la compañía. Dijo que originalmente, el comité había entendido y de la propuesta se desprendía que la compañía estaba en la disposición de ofrecer un adelanto en efectivo a cambio de la contratación para la prestación de unos servicios profesionales.

“Ya es otro proceso, es prácticamente la venta de cartera o de una porción de la cartera. Eso está regido por la Ley 21 y no es un contrato de servicios profesionales por lo que requiere la aprobación de AAFAF, requiere posiblemente la aprobación de la Junta Fiscal. Así que a esos efectos se detuvieron las negociaciones”, reiteró Carrasquillo.

Carrasquillo explicó que durante la pasada reunión se determinó reanudar el proceso para buscar compañías que ofrezcan un adelanto similar mediante un contrato de servicios profesionales. El CRIM había otorgado en enero pasado el contrato para privatizar el cobro de la deuda a la empresa BCMG, como parte de los esfuerzos del CRIM para aumentar sus recaudos para paliar la grave situación fiscal de los municipios.

Documentos obtenidos por NotiCel, sin embargo, dan cuenta de que las condiciones de la transacción de venta se le habían comunicado a los miembros de la Junta de Gobierno del CRIM desde el principio de proceso, lo cual pone en duda la justificación que ahora se presenta para dejar sin efecto la negociación.

La comunicación enviada por BCMG contradice la explicación del presidente del CRIM ya que, según la compañía, desde un principio la propuesta sometida contenía las condiciones sujetas a ley para ofrecer el adelanto.

Una fuente municipal dio acceso al documento que alcanza quince páginas con sus anejos en el que BCMG plantea que en al menos 24 ocasiones se mencionaba los términos de la transacción en la propuesta sometida el pasado año, así como en el resumen ofrecido para la evaluación.

“Por favor tenga en cuenta que las palabras ‘ley 21’, ‘venta’, ‘compra’ o sus equivalentes aparecen más de 11 veces en estas nueve páginas (del resumen)”, dice la carta, tras reiterar que la compañía asumió que se entendían los términos de venta ya que nunca recibieron comunicación alguna solicitando aclaraciones adicionales.

¿Qué pasará ahora?

Según Carrasquillo, la Junta del CRIM recomendó solicitar al comité evaluador que defina los términos del contrato de servicios profesionales que interesan para cobrar la deuda y que busque compañías que estén disponibles para realizarlo ofreciendo un adelanto sin vender la cartera.

Llama la atención que el proceso ahora se convierte en uno sin propuestas formales. Lo que habrá serán acercamientos de la Junta a los prospectos.

“Vamos a definir qué nosotros queremos, vamos a invertir el proceso. No vamos a pedir propuestas. Nosotros como Junta decimos: el CRIM lo que interesa es esto y vamos a las compañías que están interesadas en ofrecer el servicio bajo estas condiciones. Con las mismas (que había) y podemos incluir otras ya el proceso se revierte. 'Yo quiero esto dime si tú estás interesado' ”, planteó el alcalde PNP.

El proceso de venta de cobro de la cartera de deudas del CRIM comenzó hace ya más de un año y se retomó luego del paso del huracán María. Precisamente, la transacción toma mayor importancia para el futuro de las arcas de una gran parte de los ayuntamientos, tras el efecto fiscal en los municipios por las labores de reconstrucción tras los daños ocasionados por el ciclón.

“Retrasa el proceso, pero lo que pasa es que yo quisiera que fuera mañana, pero las cosas son como son. Nosotros estábamos confiados que las negociaciones con esta compañía nos iban a producir el adelanto en efectivo que tanto necesitamos. Por otro lado, si no es posible y hay unos elementos adicionales a lo que se había contemplado originalmente y no se puede dar la negociación, pues tenemos que buscar alternativas y la alternativa es revertir el proceso”, expresó el alcalde.

Este diario se comunicó con Thomas R. McOsker, CEO de BCMG. Mediante declaraciones escritas dijo que no emitiría comentarios sobre la determinación del CRIM.

"Al momento BCMG no puede comentar sobre el proceso en el que nos encontramos, pero estamos confiados que las soluciones tecnológicas y financieras que BCMG actualmente provee a agencias municipales, estatales y federales, serán parte integral de la recuperación económica de Puerto Rico", expresó McOsker.


comments powered by Disqus

NC.TV

TU OPINIÓN

No te pierdas las noticias más importantes del día | ¡Suscríbete aquí!

* indicates required