Economía

Cronología de la dilatada venta de deudas morosas del CRIM

Desde el 2014 se intenta vender.

El Centro de Recaudaciones de Ingresos Municipales (CRIM) de Puerto Rico trae a sus arcas alrededor de mil millones de dólares en contribuciones cada año, cifra muy por debajo de lo que debería cobrar. Sin embargo, se estima que un 25 por ciento de los contribuyentes no pagan o pagan tarde. Es decir, el CRIM tiene en la calle unos $2,300 millones.

Luego del efecto fiscal en los municipios por las labores de reconstrucción tras los daños ocasionados por el huracán María, toma relevancia que desde el pasado año la Junta de Gobierno del CRIM aprobó vender la cartera de deudas morosas para inyectar dinero a los municipios, pero fuentes denunciaron a NotiCel que múltiples presiones políticas y económicas retrasaron y transformaron el proceso que en septiembre cumplió un año sin que se tomara una decisión.

La historia de la carrera por la compra de las deudas del CRIM se remonta al 2014, cuando la empresa norteamericana Bespoke Capital Management Markets Group (BCMG) propuso comprar la cartera con base en tecnología desarrollada por la empresa para recobrar gran parte del dinero que hoy pierde el CRIM. Tras varios meses de evaluar la propuesta, el CRIM determinó abrir el proceso de venta de la cartera para que otras compañías participaran.

Algunos alcaldes -quienes pidieron no se revelaran sus nombres-, apuntaron al ejecutivo de Bayamón, Ramón Luis Rivera, hijo, como el responsable de alargar el proceso para beneficiar a Tower Capital Management por su relación con Luis “El Indio" Vázquez, quien es contratista del ayuntamiento. 

Vázquez fue acusado de perjurio en el 2001 en el sonado caso federal de fraude al CRIM en el que rodaron cabezas de contratistas y alcaldes. El CPA no resultó convicto pues su único cargo fue desestimado a petición de la fiscalía federal.
 
En septiembre del pasado año se publicó un aviso público de solicitud de cualificaciones. Durante ese proceso, Vázquez -aunque asistió a las reuniones relacionadas al proceso-, no presentó una propuesta formal a la agencia municipal.

Sorpresivamente, en diciembre pasado, el CRIM paralizó el proceso que retomó este año, meses después que Vázquez decidiera someter una propuesta de servicios de cobro a través de Tower.

Tower Capital Management y BCMG, de las treinta empresas que licitaron, parecen ofrecer lo que los alcaldes buscan:

  • Un adelanto de dinero en efectivo para paliar la pérdida inmediata de $350 millones en subvenciones que antes llegaban del Fondo General. 
  • Capacidad de aumentar prospectivamente el cobro de sus deudas para continuar cobrando a contingencia sin tener que vender la cartera.

Con cerca de diez años de experiencia, Tower Capital Management es una de las empresas con experiencia en la industria de monetización de gravámenes fiscales de Estados Unidos. Cuenta con cinco firmas en Puerto Rico como socios locales ("local based partners"), entre ellas Puerto Rico Appraisals, LLC de Luis "El Indio" Vázquez. Aunque rechazó que sea socio de Tower y aseguró que de otorgarse el contrato las empresas locales serían subcontratadas, el CPA aunque no ofreció documentos que lo sustenten.

Por su parte, BCMG estableció su sede de operaciones desde 2015 en Puerto Rico y se dedica a la valoración, compra y gestión de deuda morosa de impuestos sobre la propiedad. Ha tenido de cabilderos al Lcdo. Pedro Ortiz Álvarez, y al bufete donde se reincorporó el excomisionado residente Pedro Pierluisi, O’Neilll & Borges.  
 


comments powered by Disqus

NC.TV

TU OPINIÓN

Subscribe to our mailing list

* indicates required