Inicio»

Ahora

Nota publicada hace más de 60 días.

Mientras el tubo va o viene, familias siguen expropiadas

Arturo Massol y Casa Pueblo lideran una marcha multitudinaria el domingo en el Viejo San Juan que busca cuestionar la ambigüedad del Gobierno con respecto al Gasoducto del Norte.

Hermes Ayala
15/02/2012 06:20 am
A pesar de que un tubo que surque la Isla ya no parece ser la alternativa para el uso de gas como fuente de energía, alrededor de un centenar de personas siguen sin sus títulos de propiedad, algunas aún pagando hipotecas a instituciones financieras, luego de que fueran expropiadas durante el intento del gobierno de construir el gasoducto.

Así lo denunció el doctro Arturo Massol, portavoz de Casa Pueblo, al reclamar que el gobernador Luis Fortuño tiene que hablar claro sobre el Gasoducto del Norte para, entre otros propósitos, acabar con la incertidumbre que embarga a los expropiados.

"Para muchos el saber que el Gasoducto no va es algo vital, pues hay cerca de una centena de personas expropiadas, en Peñuelas, en Adjuntas, en Utuado, gente que están pagando sus hipotecas y no tienen títulos de propiedad, que están en todo momento en ansiedad sobre qué va a suceder con lo suyo. Mientras el gobernador siga arrastrando este asunto le hace daño al país y pierde aún más credibilidad", reclamó Massol.

Cuando se le preguntó si entendía que Fortuño no ha sido directo en si el proyecto del Gasoducto está ya cancelado para no perder adeptos en la opinión pública de cara a las elecciones y luego, si gana, continuar con el desarrollo de la mentada Vía Verde, Gassol indicó que “el problema aquí es que Fortuño no es confiable y su Gobierno tampoco”.

“La desconfianza es muy grande por la manera en que manejan estos temas, en secreto, a puerta cerrada. Por eso el país mantenerse alerta. Son capaces de resucitar un muerto por el afán de otorgar $800 millones de dólares más (lo que se prevé en construcción). Ese riesgo está latente y por eso la convocatoria del 19 de febrero es tan importante”, manifestó sobre la marcha que ha convocado Casa Pueblo este domingo desde el Capitolio.

“Los efectos de este proceso y el daño social que ha hecho todo esto va más allá de los $60 millones que sin tan siquiera poner un bloque ya han desperdiciado en cosas que van desde anuncios publicitarios hasta contratos a una compañía de comunicaciones de (el activista estadista y penepé) Félix Plaud, incluso uno de parte de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) de ciento y pico mil de dólares para que sigua en los medios a los que se oponen al gasoducto", añadió.

Molinos en Tortuguero

De otra parte, Massol reiteró que es "falso" que Casa Pueblo haya dado ya el visto bueno al proyecto de molinos que se pretende establecer en la base de la Laguna Tortugueros.

“Con quien tienen que reunirse primero es con los líderes de la comunidad y ser transparente desde el principio. Que expliquen a las comunidades qué quieren hacer desde el principio, que se reúnan con grupos como VIDAS (Vegabajeños Impulsando Desarrollo Ambiental Sustentable) y que sean abiertos y claros desde el principio. Cuando se materialice eso, si hay algo que discutir hablamos”, arguyó.


Comentarios

comments powered by Disqus