Inicio»

Ahora

Nota publicada hace más de 60 días.

Los bancos que más engordaron con la deuda cuestionable de PR (documento)

(Josian Bruno Gómez / NotiCel)

Oscar J. Serrano
31/08/2016 04:01 am

Las emisiones de bono que llevaron a Puerto Rico a la quiebra no solo sirvieron para que algunos exgobernadores tuvieran una fuente de efectivo para espejismos que les ayudaran a ganar elecciones, también sirvieron para que una serie de bancos engordaran sus ganacias con comisiones millonarias.

En un informe preparado para coincidir con la inminente designación de los miembros de la Junta de Control Fiscal y con la celebración hoy de la Primera Conferencia sobre la ley PROMESA, el ReFund America Project detalló cómo una serie de bancos cobró sumas astronómicas en comisiones para manejar las emisiones de deuda de Puerto Rico y cómo la Ley 7 de la Administración Fortuño viabilizó que estos bancos ganaran aún más al permitirles cobrar por negocios que antes no podían cobrar.

El informe culmina con tres recomendaciones a la Junta de Control Fiscal: cancelar la deuda de $1,600 millones en la que Puerto Rico se ha metido solamente para pagar las comisiones de emisiones de deuda anteriores, cancelar $1,600 millones en pago de intereses que fueron capitalizados (o lo mismo que deuda nueva en la que se incurrió sólo para pagar intereses de deuda vieja), y darle financiamiento completo a la Comisión de Auditoría de la Deuda, el organismo ciudadano creado por ley que busca determinar cuánta de la deuda de Puerto Rico es legítima y cuánta es ilegal.

Los autores hicieron su análisis sólo tomando en cuenta emisiones de deuda del Gobierno central, no de las corporaciones públicas, y partiendo de lo que se indica en los propios documentos de las emisiones de deuda.

Basado en esto, encontraron que los tres bancos que más comisiones ganaron entre 2000 y 2016 en  transacciones que consistieron en emitir deuda nueva para cubrir deuda vieja fueron UBS ($323 millones), Citigroup ($302 millones) y Goldman Sachs ($226 millones). Otros bancos que participaron fueron Barclays, Morgan Stanley, Lehman Brothers y Banco Popular.

 No es sólo lo que estos bancos cobraron en comisiones, también esta que esas comisiones fueron leoninas, según el informe, ya que, a nivel de todo Estados Unidos, el porciento promedio de comisión en estas transacciones es 1.02% pero en Puerto Rico el promedio de comisiones de los bancos fue 2.68%. De hecho, la comisión promedio para las transacciones de Barclays con la deuda de Puerto Rico fue de 3.76% y hasta de 9.01%.

Los autores del estudio sostienen que este aumento de comisiones fue viabilizado por la Ley 7 de la Administración Fortuño, que eliminó el tope de comisión de 2% del principal que se solía cobrar por estas transacciones. Los autores aducen que la Ley 7 también eliminó el requisito de que las transacciones de bonos que fueran para cubrir deuda vieja tenían que producir un ahorro para el gobierno.

Los autores estiman que la mitad de la deuda de $134,000 millones emitida por el gobierno y las corporaciones públicas desde 2000 es deuda de refinanciamiento, o lo mismo que deuda nueva para pagar deuda vieja.

"Para cerrar más negocios y cobrar más comisiones, los bancos de Wall Street comenzaron a proponer negocios de 'patear la lata' para que pudieran hacer dinero de la misma deuda varias veces", señala el informe.

[U]rgimos fuertemente a que se haga una auditoría completa de la deuda del Gobierno de Puerto Rico para asegurar completa transparencia y rendición de cuentas", concluyeron en el documento que fue adelantado a medios estadounidenses y a NotiCel.

Vea también:

Algunos bonistas buscan ganancia de hasta 1,900% (documento)


Comentarios

comments powered by Disqus