Economía

Los mitos sobre los participantes del PAN

Muchos tienen educación universitaria

En momentos que tanto la Junta de Control Fiscal (JCF) como la administración de gobierno proponen reformar el Programa de Asistencia Nutricional (PAN) como medida para aumentar la tasa de participación laboral, ese anhelado resultado no se alcanza recortando beneficios sociales.

Ese fue el argumento que levantó Héctor Guzmán Cordero, catedrático de la Universidad de la Ciudad de Nueva York (CUNY), durante un foro celebrado en el recinto de Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico (UPR). El conversatorio fue dirigido a desmentir algunos de los mitos más recurrentes que surgen con el tema de la participación laboral y los recipientes de ayudas sociales, tales como el PAN.

A continuación, algunos de los mitos que atendió y detalles sobre la participación laboral:

Por falta de educación no se desarrollan trabajadores capacitados:

Según datos del Sondeo a la Comunidad que lleva a cabo el Censo, el 52.6% de personas entre los 25 y los 65 años tiene experiencia universitaria. Mientras que 48% de personas entre 20 y 23 años tienen alguna experiencia universitaria.

Según datos del Banco de Reserva Federal de Nueva York y el Censo, los puertorriqueños están a la par con el promedio nacional en términos de tener alguna experiencia universitaria, mientras que están a la par en cuanto personas con bachillerato, aproximadamente 20%.

Familias en las que todos los miembros reciben beneficios del PAN:

Según datos del Departamento de la Familia (DF), un 55% de familias reciben el beneficio a través de una persona, 22% por dos personas dentro la familia, 13% por tres personas y 7% por cuatro personas.

En cambio, el beneficio recibido junto a otros miembros de la familia baja el monto que se otorga: Con una persona en la familia el beneficio por persona es de $143.42, con dos personas es $130.99, con tres $120.30 y con cuatro $116.92.

Programas de asistencia social proveen mejores beneficios que un empleo:

Un análisis hecho por Cordero Guzmán sobre los beneficios sociales que una persona puede acumular versus lo que devengaría con salario mínimo arrojó lo contrario. El beneficio promedio del PAN es de $112, el plan médico del estado provee hasta $156, en subsidios de luz y agua pueden recibir hasta $8 y $7, respectivamente, y con subsidio para servicio celular $13, para un total de $296.

Comparado con un sueldo a tiempo completo y a salario mínimo ($1,160), el total de beneficios se queda corto en alcanzar ese total por $863.

Beneficiarios del PAN no buscan trabajo:

Con data del DF, Cordero Guzmán demostró que un 45% de participantes del PAN que son hombres entre las edades de 18 y 60 años reportaron que estaban buscando trabajo, mientras que un 17% reportaron que estaban trabajando. Para mujeres de la misma edad, un 40% reportó estar en búsqueda de trabajo y 14% que ya estaban trabajando.

En total, entre ambos sexos entre las edades de 18 y 60 años, un 57% de los recipientes del PAN están en búsqueda de un trabajo o están trabajando.

Beneficios sociales redujeron la tasa de participación laboral en Puerto Rico

Un argumento que suele consignar la JCF, pero según Cordero Guzmán no esta fundado dentro un marco histórico. Desde la década de los 60 la tasa laboral cayó de 45% a casi 42% hasta la década de los 70.

Al comenzar el PAN se registró un leve aumento en la tasa de participación, llegando hasta 43% entrando en la década de los 80, sin embargo, cayó otra vez en 1985  a 42%. Desde ese momento hasta el 2006 la tasa de participación registró un aumento hasta llegar a 47%.


NC.TV

TU OPINIÓN

No te pierdas las noticias más importantes del día | ¡Suscríbete aquí!

* indicates required
¿Desea recibir ofertas especiales ocasionalmente?