Huracanes

Otro giro de Leslie llevará el huracán a ser histórico

NHC informa.

El huracán Leslie, que ha sorprendido con sus giros, entró a Portugal con vientos de hasta 120 millas por hora. La Protección Civil portuguesa recomendó a la población que evite transitar por la calle, aunque "ha perdido intensidad" en las últimas horas y ha rebajado su categoría de huracán a tormenta tropical.

Más de 15,000 viviendas se encuentran sin suministro eléctrico en Portugal debido al paso de la tormenta que obligó a cancelar 29 vuelos en los aeropuertos de Lisboa y Funchal (Madeira) y otros doce en el aeródromo de Oporto.

Leslie, la peor tempestad tropical que azota al país desde 1842, tocó tierra en la Península Ibérica en las proximidades de Figueira da Foz, unos 200 kilómetros al norte de Lisboa, aunque las autoridades lusas mantienen la alerta roja en 13 distritos del país.

El "agravamiento" de la situación ante la fuerza de Leslie ha obligado a cortar el suministro eléctrico a más de 15,000 viviendas, según un portavoz de EDP, la empresa distribuidora. El grueso de los afectados se encuentran en el distrito de Leiria y en las afueras de Lisboa, aunque la empresa no descarta que los cortes se amplíen a otras zonas durante la madrugada.

En Figueira da Foz, cientos de personas quedaron retenidas en el Centro de Artes y Espectáculos tras un concierto debido a los fuertes vientos de la zona.

Testigos hablan de importantes destrozos en la localidad, con caída de árboles y señales de tránsito arrastradas por el viento que, según estimaciones del Instituto Portugués del Mar y la Atmósfera, llegaron a los 109 mph. 

En la localidad de Alcobaça, unas 50 personas han sido desalojados de un área de acampada, según el Comando Distrital de Operaciones de Socorro (CDOS) de Leiria.

Además, de acuerdo con el Comando, en la región se han registrado varios accidentes de tránsito a consecuencia del número de árboles caídos.

En Lisboa, ha sido interrumpido el tránsito fluvial entre Trafaria, Porto Brandão y Belém, las dos márgenes del río Tajo más próximas al mar.

También en Setúbal se ha interrumpido la navegación en el río Sado, incluida la conexión con Troia.
Por el momento no está previsto cerrar los dos puentes que cruzan el Tajo para dar acceso por carretera a Lisboa, aunque las autoridades no descartan recurrir a esta medida si la situación se complica.

La tempestad ha obligado también a cancelar espectáculos culturales y a aplazar el Maratón de Lisboa de este domingo, que comenzará una hora más tarde de lo anunciado en un principio para evitar los efectos del temporal.

Leslie "perdió intensidad pero ganó velocidad, va a llegar a tierra más rápido de lo previsto y alteró su trayectoria hacia el norte de Lisboa", explicó en declaraciones a la prensa el comandante de distrito de la Autoridad Nacional de Protección Civil (ANPC) Luís Belo Costa.

Aunque el periodo más crítico está previsto para la madrugada, los efectos de Leslie ya se empiezan a notar en el país luso, donde 13 de los 18 distritos del territorio continental permanecen en alerta roja.

Belo Costa explicó que las zonas más afectadas serán los distritos situados entre Oporto (norte) y Setúbal (al sur de Lisboa).

"Nuestra preocupación aumenta significativamente respecto a la caída de estructuras y árboles y se verán afectadas las redes de transporte de energía eléctrica y de comunicaciones", señaló el comandante, que pidió que se evite circular con el coche entre las 11:00 p.m. hora local de hoy y las 4:00 a.m. del domingo.

Por el momento no está previsto cerrar los dos puentes que cruzan el Tajo para dar acceso a Lisboa, aunque las autoridades no descartan tener que recurrir a esta medida si la situación se complica. La capital se está preparando para recibir el temporal y varios pabellones permanecerán abiertos durante la noche para acoger a los sin techo, así como dos estaciones de metro, según anunció en rueda de prensa el alcalde de Lisboa, Fernando Medina.

Además, la Autoridad Marítima Nacional decidió cerrar a la navegación nueve puertos del país y algunas vías costeras permanecen vedadas al tráfico, mientras que Protección Civil pidió por la tarde a los pescadores que volvieran a tierra.

La eléctrica Energías de Portugal (EDP) alertó a la población de que el abastecimiento de energía podrá verse afectado por el huracán Leslie y va a reforzar los medios en las zonas donde se espera un mayor impacto.

La previsión meteorológica llevó también a la cancelación de espectáculos culturales y al aplazamiento del Maratón de Lisboa que se realizará este domingo, que comenzará una hora más tarde de lo anunciado en un principio para evitar los efectos del temporal.


NC.TV

TU OPINIÓN

No te pierdas las noticias más importantes del día | ¡Suscríbete aquí!

* indicates required
¿Desea recibir ofertas especiales ocasionalmente?