Tribunales

Se asoma nuevo tipo de fantasma en el Capitolio: las sin fines de lucro

Testigo relató cómo "se montó el muñeco"

Al inicio de su función como parte de la Cámara de Representantes, la prioridad para Ramón Luis Rodríguez Ruiz eran las corporaciones sin fines de lucro que suponían rendir un beneficio directo para su distrito, pero que alegadamente se crearon de manera dudosa y acelerada con el fin de recibir fondos legislativos.

La información se desprende del testimonio de una de sus exempleadas en el Capitolio en la vista preliminar contra Rodríguez Ruiz, en el cual relató que el entonces representante le impartió instrucciones directas de crear las entidades sin fines de lucro, sin otorgar información suficiente. Los trámites restantes, en cambio, serían completados mediante sus vínculos con el Partido Nuevo Progresista (PNP).

La revelación de este esquema en el caso del exrepresentante supone que en la Asamblea Legislativa no solamente se ejecuta un esquema de empleados fantasmas, personas que están en la nómina pública pero que no prestan servicios legislativos a cambio de ese dinero, sino que también un esquema de organizaciones sin fines de lucro fantasmas que pueden ser recipientes de los donativos que los propios legisladores gestionan y que, presumiblemente, no van a cumplir una misión caritativa real.

Rodríguez Ruiz enfrenta cargos por fraude e intervención indebida en las operaciones gubernamentales e irregularidades en la creación y la designación de fondos a las organizaciones sin fines de lucro Lazos Dorados de Amor y Futuros Deportistas.

“La prioridad para el puesto [que ocupaba], era la Comisión. La prioridad para Ramón [Rodríguez Ruiz] eran las organizaciones”, declaró Darilly Torres Santiago, quien fue empleada del exfuncionario electo del Distrito 27, compuesto por los municipios de Aibonito, Coamo, Santa Isabel y Salinas, específicamente en la Comisión de Desarrollo Integrado de la Región Centro-Sur.

A preguntas de los Fiscales Especiales independientes (FEI), la testigo recalcó en sala que incorporó ambas entidades por órdenes de Rodríguez Ruiz y la administradora de su oficina legislativa, Soniel Torres Suárez, quien a su vez tiene un juicio pendiente en dos semanas por malversación de fondos públicos, entre otros cargos. 

Para hacerlo, alegó, ambos funcionarios le entregaron un papel manuscrito con la información personal de los miembros de quienes formarían parte de la corporación.

Torres Santiago incorporó Lazos de Amor el 2 de enero de 2017 a eso de las 3:26 p.m., luego de que Rodríguez Ruiz le entregara el papel con los datos y se marchara a la juramentación del gobernador Ricardo Rosselló Nevares.

Ocho días después, el 10 de enero de 2017, incorporó Futuros Deportistas, Inc., también con datos escritos y por órdenes del entonces Representante.

Los datos entregados a la empleada eran: los nombres de las personas que iban a ocupar los puestos, sus direcciones físicas, sus números de seguro social, de licencia y de teléfono.

“Yo traté de ponerme en contacto con las personas. No obtuve respuesta de ninguna de las personas que formaban parte de la Junta. Todo el tiempo que estuve allí, enero, febrero, principios de marzo. Tenía que saber de qué se trataba la organización, para qué quieren ese dinero, en qué se va a desglosar”, reiteró la testigo, quien laboró en el Capitolio desde el 2 de enero de 2017 hasta el 14 de marzo 2017.

[Ramón me dijo] Que me olvidara de eso porque los penepés estaban en el poder y él lo iba a conseguir

La testigo indicó que incorporó las organizaciones sin fines de lucro en su oficina legislativa, con la computadora personal de Torres Suárez, pero que en ambas ocasiones tuvo que utilizar su tarjeta de crédito para pagar los $5 de registro. Luego, fue instruida para que creara perfiles de las entidades en la página de fondos legislativos para poder solicitar donativos. Por órdenes estrictas, imprimía los documentos de cada trámite para Rodríguez Ruiz y se los enviaba por correo electrónico para que fueran remitidos a Torres Suárez.

“Más nadie lo sabía hacer”, contestó la testigo al preguntársele por qué fue ella la elegida para el trámite. El propósito, le explicaron, era “brindarle un salario a las personas que iban a trabajar en la organización”.

A preguntas de la fiscal Cándida Sellés Ríos, la testigo reveló que le parecía “raro” el proceder del exrepresentante, y que la información brindada resultaba incompleta porque carecía de la misión y visión de cada organización y otros aspectos narrativos que exige el Departamento de Estado y, posteriormente, la página de Servicios Legislativos.

Al cuestionarle a Rodríguez Ruiz sobre la procedencia de las personas y sus respectivos roles en las organizaciones, Torres Santiago indicó que el exfuncionario le dijo “monta el muñeco que de lo demás me encargo yo”.

“Me estuvo raro porque ‘monta el muñeco’. ¿De dónde? ¿Qué hacía esta organización? ¿Qué actividades iban a hacer? ¿El dinero era para salarios o qué?”, argumentó en sala Torres Santiago ante el juez Juan A. Frau Escudero.

Para recibir donativos legislativos, convocatoria que finalizaba en abril, las entidades debían cumplir con al menos tres requisitos principales: Seguro Social patronal, Certificado de Registro del Departamento de Estado y la exención contributiva del Departamento de Hacienda. 

Las organizaciones recién creadas, en cambio, no contaban con todos los documentos, especialmente la exención.

“Ellos no tenían exención contributiva. Ramón [Rodríguez Ruiz] me pidió a mí cuáles eran los documentos requisitos para solicitar una exención contributiva. Naturalmente, ninguna de las organizaciones tenían exención contributiva y necesitan una cuenta bancaria. Me dijo que él se iba a encargar de pagarlo [el trámite]”, relató la testigo.

En uno de los intercambios con Rodríguez Ruiz, la testigo alegó haberle explicado que las aprobaciones de las exenciones contributivas tomaban tiempo y que en algunos casos, las entidades sin fines de lucro han esperado al menos un año luego de su creación para recibirlas. Por tanto, le parecía poco probable que Lazos Dorados de Amor y Futuros Deportistas, incorporadas en enero, recibieran una exención en o antes de abril.

“[Ramón me dijo] Que me olvidara de eso porque los penepés estaban en el poder y él lo iba a conseguir”, exclamó la testigo, quien insistió sobre el carácter de urgencia que tenía su jefe.

La testigo hizo varias comparativas entre su labor con Rodríguez Ruiz y con el exrepresentante Luis Ortiz Lugo, con quien también se desempeñó como directora de la Comisión de Desarrollo Integrado. En esa línea, recalcó que previamente ayudaba a las personas a incorporar sus organizaciones porque el formato cambió de papel a digital y muchos de los interesados eran personas mayores de edad que desconocían cómo manejar una computadora.

“Antes era llenar unos blancos. No era crear el documento de cero. No era tener un documento blanco en Word y empezar a redactar todo. Estas personas que venían a mi tal vez no eran tan buenos redactando”, declaró la testigo, quien alegó sentirse presionada para ejercer estas funciones además de su labor en la Comisión.

El testimonio de Torres Santiago fue interrumpido por un receso de almuerzo. Posteriormente, el Ministerio Público continuaría su turno, seguido del contrainterrogatorio de la defensa. 

El equipo de fiscales es completado por Guillermo Garau Díaz y Manuel Núñez Corrada.

Rodríguez Ruiz, por su parte, es representado por Luis E. Pinto Andino, Luis Noel Rodríguez Ruiz, José H. Lorenzo Román y Chaca Bermúdez Allende.


NC.TV

No te pierdas las noticias más importantes del día | ¡Suscríbete aquí!

* indicates required
¿Desea recibir ofertas especiales ocasionalmente?

TU OPINIÓN